calzado de seguridad

La importancia del calzado de seguridad

A la hora de comprar botas, zapatos o zapatillas para trabajar tenemos que tener en cuenta algunos aspectos básicos.

Hoy en día la gran mayoría de empresas, trabajadores y profesionales de diferentes sectores están más concienciados de la importancia de un buen calzado de seguridad. No obstante es importante seguir unos consejos a la hora de elegirlo.

La elección de un buen calzado de seguridad evita el 80% de las dolencias en los pies y también en la espalda. Como normal general, deben disponer de una suela resistente, tener un alto índice de transpiración, un tacón ergonómico y reforzado, seguridad en cualquier parte de la bota especialmente en la puntera y suela y ser muy sólidos y duraderos.

Un buen calzado laboral de seguridad debe cumplir una serie de requisitos:

  1. Estar equipados con topes de seguridad como punteras y suelas resistentes o partes traseras cerradas.
  2. Ser resistentes frente al impacto y a la compresión.
  3. Resistencia al deslizamiento.
  4. Tener un espesor mínimo en la suela.

Existen otros requisitos adicionales, que muchos modelos de nuestro catálogo cumplen:

  • Resistencia al impacto.
  • Resistencia a la perforación.
  • Resistencia al plegado.
  • Anti cargas electrostáticas.
  • Resistencia a agentes químicos y corrosión.
  • Impermeabilidad del agua.
  • Antideslizantes.
  • Resistentes a altas temperaturas.

La elección de un buen calzado de seguridad depende de muchos factores como el tipo de trabajo, de los riesgos del puesto laboral, la cantidad de horas de uso del calzado, etcétera.

Normativa de calzado de seguridad. ¿Qué significan los símbolos?

A la hora de escoger el calzado de seguridad es importante conocer la normativa que lo regula y entender los símbolos que los acompañan, junto a EN ISO 20345, que es la norma que se aplica al calzado de seguridad en Europa.

Se clasifican en dos grupos según sus materiales:

  • I: Calzado de piel y otros materiales, salvo descritos en el grupo II. (S1, S2 y S3)
  • II: Calzado totalmente de caucho o totalmente de polímero. (S4 y S5)

Para agrupar los requisitos más habituales del calzado de seguridad se han creado unos códigos de designación: una S, que representa al calzado de seguridad, seguida de una letra o un número.

  • SB: Cumple los requisitos básicos de resistencia y protección de los dedos con puntera de seguridad.
  • S1: Cumple los requisitos básicos SB además de tener la parte trasera cerrada, ser antiestático, absorber energía en la zona del tacón y ser resistente a los hidrocarburos.
  • S2: Cumple los requisitos de la categoría S1 además de ofrecer resistencia a la penetración y absorción de agua en la zona superior (corte del calzado).
  • S3: Cumple los requisitos de la categoría S2 además de ofrecer resistencia a la perforación de la suela, suela con resaltes.
  • S4: Cumple los requisitos de la categoría S3 y además lleva la parte trasera cerrada propiedades antiestáticas, absorción de energía en la zona del talón y resistencia a los hidrocarburos.
  • S5: Cumple los requisitos de la categoría S4 y además resistencia a la perforación de la suela, suela con resaltes.

Además de estas características, el calzado de seguridad puede incorporar otra serie de requisitos adicionales, que deben reflejarse en el etiquetado del producto con su correspondiente símbolo:

  • P: Resistencia a la perforación: el calzado incluye plantillas (que pueden ser metálicas o textil antiperforación) con una resistencia a la perforación de 1.100 N
  • C: Calzado conductor: ideado para disipar cargas electrostáticas. Su resistencia eléctrica es de 0 a 100 kiloohmios.
  • A: Calzado antiestático: su función es la de disipar las cargas electrostáticas. Su resistencia eléctrica es de 100 a 1.000 kiloohmios.
  • HI: Resistencia de la suela frente al calor: Aislamiento contra el calor de la suela hasta 150ºC
  • CI: Resistencia frente al frío: Aislamiento contra el frío de la suela hasta -17ºC
  • E: Absorción de energía en la zona del tacón: Esta zona del calzado debe ser capaz de absorber un mínimo de energía de 20 J.
  • WR: Resistencia al agua: El calzado completo debe ser resistente al agua.
  • WRU: Resistencia a la penetración y absorción de agua: El corte del calzado presenta resistencia a la penetración y absorción de agua.
  • M: Protección del metatarso: El calzado incluye una protección adicional del metatarso.
  • AN: Protección del tobillo: El calzado incluye una protección adicional del tobillo.
  • CR: Resistencia al corte: El calzado dispone de una zona de protección con resistencia al corte.
  • HRO: Resistencia al calor por contacto: la suela es resistente al calor por contacto 300ºC
  • FO: Resistencia a los hidrocarburos: la suela del calzado es resistente al contacto por hidrocarburos. (este es un requisito básico en el calzado de seguridad)

Este tipo de calzado debe ser además resistente al deslizamiento por lo que es sometido a pruebas sobre suelos de cerámica con una disolución jabonosa y suelos de acero con glicerina. El calzado para uso profesional, de seguridad, de protección y de trabajo debe cumplir uno de los siguientes requisitos de resistencia al deslizamiento:

  • SRA: Resistencia al deslizamiento sobre suelo de baldosa cerámica con lauril sulfato sódico.
  • SRB: Resistencia al deslizamiento sobre suelo de acero con glicerina.
  • SRC: SRA + SRB.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Scroll al inicio
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad